5 CONSEJOS PARA REINVENTARTE Y CAMBIAR TU VIDA

5 CONSEJOS PARA REINVENTARTE Y CAMBIAR TU VIDA

Aprovecha el Año Nuevo para modificar conductas o incluso probar nuevas áreas en tu carrera profesional, ¿qué puedes hacer para lograrlo?

Por Redacción TNE

Reinventarte

La vida no se trata de encontrarte a ti mismo, sino de crearte a ti mismo

— George Bernard Shaw, dramaturgo y periodista irlandés.

¿Sientes que algo le falta a tu vida? ¿Consideras que has caído en un bache de monotonía donde no le hayas sentido a tu trabajo o a tu entorno social? No encuentras respuestas y esta situación la experimentas de manera inquietante porque sabes perfectamente que dentro de ti hay un enorme potencial, pero no sabes cómo explotarlo.

Reinventarse significa deshacerse de todo aquello que te retiene anclado a una situación que te impide salir adelante, lograr resultados y cumplir sueños. Darle una nueva dirección a tu vida implica tomar decisiones distintas y por lo general, difíciles; sólo así podrás descubrir nuevas oportunidades y expandir tus posibilidades. Sin embargo, lo anterior sólo lo puedes hacer mediante un proceso de autoconocimiento donde te percates de hábitos y rutinas diferentes que te lleven a enfrentar la vida con nuevos bríos.

Sin embargo, no debes olvidar algo fundamental: hacer sacrificios, enfrentar retos y cambiar tu perspectiva sobre la realidad. Tampoco olvides que lo más desafiante es cambiar tu mente, definir metas y elaborar un plan para cumplirlas.

¿Qué puedes hacer a fin de lograr resultados específicos y que no queden solamente en buenas intenciones?

·        Rompe con el pasado: para eso no se requieren acciones drásticas, como mudarte de ciudad; incluso esto no significa que lo vayas a superar. Si lo que haces o donde te encuentras no te hace sentir pleno, alza el vuelo y busca nuevas oportunidades, conocer a nuevas personas, porque inclusos a veces por costumbre te relaciones con amistades que no necesariamente te ayudan a ser mejor. Deshazte de todo aquello que no sume a tu vida y prepárate para cambiar.

·        Asume tu responsabilidad y traza una visión: eres producto de tus decisiones, las cuales han derivado en situaciones agradables y otras que no lo son. Si sólo juegas a ser la víctima socavarás tu poder personal y sin éste no conseguirás la motivación suficiente para transformarte.

Primero, date la oportunidad de visualizar el futuro que anhelas vivir, ya sea rodearte de diferentes amistades o desarrollarte en un nuevo empleo. A fin de darle mayor intensidad a este ejercicio, pon por escrito con qué tipo de personas te quieres rodear, crea listas e incluso diálogos, entre más vívida sea esta dinámica mayor será su efectividad. Ten cerca imágenes y recordatorios que te ayuden a mantener la perspectiva sobre lo que quieres lograr.

·        Aprende nuevas habilidades y domínalas: ya sea que quieras mejorar en lo que actualmente haces o busques dar un giro de 180°. Seguro habrás escuchado la ley de las 10 mil horas, es decir, el tiempo que debes dedicarle a una actividad a fin de dominarla. Si bien, el principio es correcto, debes evaluar aquellas tareas para las cuales tengas más aptitudes o sientas mayor pasión. Si te vas a comprometer con algo, por lo menos asegúrate poder disfrutarlo.

Conviértete en un experto, en alguien indispensable que domine cierta habilidad que te posicione y ponga en el mapa. Con el Internet tienes a la mano toda una gama de información con la que puedes capacitarte en nuevos conocimientos y destrezas.

Lo anterior funciona si también consideras la posibilidad de cambiar de trabajo. No temas a esto sobre todo si es algo que te llenará de energía y ayudará a crecer y cumplir con tus metas.

·        Modifica tu imagen y entorno social: proyecta lo que quieres lograr mediante la ropa que usas, ya que esto ayuda a construir una nueva identidad, misma que debe ir acorde a tus objetivos. Por otro lado, no olvides conocer a nuevas personas, acude a eventos de tu interés y desarrolla tus habilidades de networking para crear una lista de contactos que puedan ayudarte a abrir nuevas puertas.

·        Organízate y cuida de tu salud: si bien tienes la opción de apoyarte en la tecnología a través de aplicaciones para darle seguimiento a tus avances, también puedes hacerlo con pluma y papel; lo importante es que encuentres el método que a ti te funcione mejor. Asimismo, reinventarse va de la mano con la modificación de hábitos alimenticios. Esto significa reducir el consumo de comida rápida y chatarra e ingerir alimentos que contribuyan a elevar los niveles de energía. Por su puesto, acude con un especialista para que te brinde una mejor orientación.

Recuerda que el camino del cambio no es sencillo, viene acompañado de obstáculos que hay que saber sortear. No te dejes llevar por las envidias, tanto de los demás hacia ti y viceversa; procura que tus pensamientos sean productivos y no pierdas el tiempo en trivialidades o en tareas que no te aportan nada útil.

La clave se encuentra en mantener la constancia y no perder de vista la meta, porque si te enfocas en ella, eventualmente la alcanzarás. Si quieres mejorar tus posibilidades de lograrlo, comunica tu plan y objetivos a gente de confianza cercana a ti, así tu compromiso será mayor.

Te puede interesar también:

“7 hábitos que minan tu confianza”

“Confidence boosters”


Redacción TNE

Autor: Redacción TNE

Equipo de redacción de la Revista TNE. Estamos dedicados a generar ideas al mundo de los negocios.

Compartir esta publicación en

Compartir por e-mail