CONVIERTE EL NO EN ALGO POSITIVO

CONVIERTE EL NO EN ALGO POSITIVO

No solemos asimilar el fracaso, ya sea por miedo, engreimiento o falta de interés. Aceptar que podemos equivocarnos es la aptitud más valiosa que tenemos.

Por Redacción TNE

Convierte el no

En algún punto hemos recibido esa palabra que a nadie le gusta escuchar: no. El fracaso es parte natural de nuestras vidas y tratar de evitarlo es prácticamente imposible. Sin embargo, tenemos que comprender que fallar es parte integral en nuestro desarrollo, no sólo personal, sino también profesional.

Sentirse derrotado no es un sentimiento agradable y debido a esto, muchas personas tratan de evitar a toda costa el intentar algo. Si en vez de ver el fracaso como algo negativo, lo aceptáramos y aprendiéramos de él, podríamos utilizar ese conocimiento a favor de conseguir nuevas perspectivas y aptitudes útiles en la vida.

Aprende a ver de manera diferente

“Celebrar el éxito está bien, pero es mucho más importante el escuchar las lecciones del fracaso”, dijo Bill Gates. Analizar tus errores pasados y aplicar lo que sabes de nueva cuenta siempre será la mejor forma de saber si aprendiste o no la lección.

No dejes que te venza el ego: una de las más grandes debilidades de todo emprendedor es el engreimiento. Cuando fallas en algo, sobre todo si es importante para ti, es difícil aceptarlo. No todo mundo está dispuesto a aceptar que se equivocaron.

Esa clase de barreras impiden que aprendas porque buscarás ante todo ocultar el hecho. Todo “resbalón” debe ser aceptado como parte del proceso hacia el éxito. Tu valía como persona no debe depender de la perfección, sino de la habilidad de reponerse a las adversidades.

La inacción es peor: hacer algo de manera imperfecta es mucho mejor que no hacerlo de forma perfecta. Si no fallas es porque no lo estás intentando, diría Elon Musk, y por consecuencia, no estás aprendiendo.

La única forma de superar los miedos es enfrentándolos, así que cuando tu miedo a no hacer es mayor a hacerlo mal, es cuando puedes comenzar a trabajar en nuevos proyectos.

Ser consistente es la clave: Lolly Daskal, experta en liderazgo empresarial, dice que la fortaleza no viene de lo que sabemos hacer, sino de aprender lo que alguna vez pensamos que no podíamos lograr. La consistencia es la clave para perfeccionar todas esas habilidades con las que no contabas.

Antes se creía que para crear un hábito se requerían 28 días, pero nuevos estudios apuntan a que en realidad toma hasta dos meses. Si quieres comenzar, hazlo ahora o arriésgate a quedarte atrás.

Ante todo, mantenerse positivo: te picará el orgullo, probablemente te haga creer que eres inútil, pero no dejes que la adversidad te abrume. Esas pequeñas voces dentro de ti pueden ser en verdad dañinas, no permitas que le ganen a tus ganas de sobresalir.

Para resultar victorioso en este punto, cada que tengas un nuevo emprendimiento o idea, comienza a visualizar qué es lo que puede suceder en caso de que no funcione. Para Tim Harford, economista y reportero para el Financial Times, los más grandes desastres en la historia ocurren cuando la gente asume que el fracaso es imposible y no se mentalizan para ello.

Nunca te rindas

Lo peor que puedes hacer es dejar de estar convencido que lo que estás haciendo se encuentra por buen camino. Si te dicen que no una, dos o tres veces no significa que estás en la puerta del fracaso.

·        Rowland Hussey Macy abrió y cerró tres diferentes tiendas de conveniencia antes de mudarse a Nueva York e inaugurar Macy’s, una de las primeras tiendas departamentales.

·        El primer borrador de Stephen King fue rechazado 30 veces por varias editoriales, su esposa lo motivó a intentarlo una vez más: Carrie sería el resultado de ello.

·        El producto de lanzamiento de Akio Morita como miembro de Sony fue una vaporera de arroz que lo único que hacía era quemarlo.

·        La Detroit Automobile Company de Henry Ford cerró tan sólo año y medio después de su fundación. 10 meses después crearía la Compañía Ford, transformando la industria automotriz.

Si todas estas personas se hubieran rendido a los pocos no, el mundo moderno sería bastante diferente a lo que es hoy en día, no dejes que eso te detenga, transforma los impedimentos en factores positivos y continúa buscando el éxito.

Te puede interesar también:

“Siguiendo su ejemplo…Akio Morita, cofundador de Sony”

“6 consejos para seguir tus metas”


Redacción TNE

Autor: Redacción TNE

Equipo de redacción de la Revista TNE. Estamos dedicados a generar ideas al mundo de los negocios.

Compartir esta publicación en

Compartir por e-mail